Opinión

La sorpresa es el secreto del éxito

Hoy en día solemos publicar todo lo hacemos a lo largo del día, ya sea nuestros planes, lo que pensamos o incluso nuestro estado de ánimo. Creemos que es necesario que todo el mundo sepa lo felices que somos o lo injusto que es el mundo en el que vivimos, pero ¿hasta que punto estamos haciendo bien en “desnudarnos” de esa manera?. No nos damos cuenta que en ocasiones esas palabras que decimos por no saberlas expresar correctamente se pueden volver en nuestra contra hasta el punto de romper amistades, noviazgos o buen rollo entre conocidos.

 16699855_10158227286820072_237255675_nA veces al publicar tanto y tanto dejamos ver de alguna forma como somos: ya sea nuestro carácter, nuestro estado de ánimo o incluso nuestra educación.  Y todo sea dicho en la mayoría de las veces de una forma negativa. En ocasiones me pregunto como es posible que dos personas que no se conocen con una simple frase escrita en una red social son capaces de hacer pasar un mal rato la una a la otra. Creo que a veces nos olvidamos de vivir nuestra vida para poder vivir aquella que en cierto modo no podemos vivir.

“La sorpresa es el secreto del éxito” Esta frase la escuché una vez en una película y me hizo pensar durante bastante tiempo. La cuestión de todo esto no es no publicar sino hacerlo o decirlo en el momento adecuado. Eso hará que tenga más éxito y por lo tanto más impacto en las otras personas lo que queremos expresar. Siempre dará más sorpresa aquello que no esperamos que aquello que vamos gritando a los cuatro vientos durante meses.

Como conclusión debemos saber que si queremos vender algo, impactar o simplemente enamorar para siempre debemos esperar el momento oportuno para dar la noticia ya que como dice Fito y los Fitipaldis en  su canción Soldadito Marinero, las prisas no son buenas. Por lo tanto dejemos gritar y aprendamos a escuchar los silencios para luego dejar huella.

Instagram: @lachicadelbanco

Twitter: @lachicadelbanco

Facebook: La Chica Del Banco

 

Opinión

La importancia de un like

Hoy en día parece que un Like es importantísimo en la vida de los jóvenes. Que si fulanito me dio uno, que si no se quien no…  pero ¿hasta donde esto es bueno para las personas?. Parece mentira que algo tan sencillo como apretar un botón pueda hacer sonreír a una persona porque a otra le ha gustado un comentario o la última foto que has subido a Instagram. Pero ¿qué pasa cuando ese “fenómeno” no sucede? Te cabreas, te deprimes o incluso lloras porque no has llegado al número de likes que deseas o que la sociedad a querido poner de moda. Es tal la obsesión de algunos, que prefieren un simple like que pasar un rato con su pareja, su amigo real o incluso su ídolo.

La importancia de un like
Y para ti ¿es tan importante como dicen?

¿Te has preguntado alguna vez cuantos likes valen tu felicidad? ¿Realmente es necesario pasar ese mal rato por algo que pasado mañana no dejará huella? Es entendible que estés feliz porque esa persona que te encanta se ha fijado en el último comentario que has puesto en twitter o esa maravillosa foto que hiciste al grupo musical de turno. Pero ¿Realmente lo importante es tener muchos likes o que esa persona especial para ti se haya parado dos segundos a apreciar tu obra maestra? Pregúntate la cantidad de veces que tú, si tú, quien ahora está leyendo esto diste a ese famoso botón llamado like pero realmente el contenido hoy en día ni te acuerdas.

No podemos negar que nos hemos vuelto tontos al querer de alguna manera creer o querer vivir la vida de un famoso queriendo tener un número determinado de seguidores los cuales perdemos la cuenta al llegar al número 500 y en muchos casos seamos reales, son comprados. A veces cuando vibra nuestro móvil porque en esa red social alguien más nos sigue o los likes aumentan nos olvidamos por un momento o muchos momentos de las personas que se encuentran en ese momento a nuestro alrededor. ¿Te has dado cuenta que ya resulta raro ver a alguien leer un libro físico en el metro?.

Como conclusión debemos tener claro que los likes son solo algo que se almacena en algún lugar pero que al final no deja huella. Es como dar un concierto gratis en el que asiste muchísimo público, pero la mitad de ellos estuviesen sordos, o lo que es peor estuviesen mirando el móvil. Tú como artista puedes ver a mucha gente pero eso no significa que ellos te vean a ti.

Instagram: @lachicadelbanco

Twitter: @lachicadelbanco

Facebook: La Chica Del Banco